Archive for octubre, 2016

Culla es un municipio de la Comunidad Valenciana, España. Situado en la provincia de Castellón y perteneciente a la comarca del Alto Maestrazgo.

Situada en plena sierra de Seguras su clima es continental. Su orografía se caracteriza por grandes desniveles, profundos barrancos y numerosas cuevas y simas, lo cual proporciona un fuerte atractivo natural y paisajístico a la zona.

Cartel Culla 1233

Cartel del Evento

 

21, 22 y 23 de Octubre de 2016

Culla 1233

Un poco de historia

Corre el año 1233, Nuestro señor Don Jaime, rey de Aragón y Mallorca, conde de Barcelona y Urgel y señor de Monpellier ha conquistado la villa de Burriana a los sarracenos. Desde aquí lanza a sus huestes para continuar las conquistas a los castillos a su espalda, Blasco de Alagón llega a las tierras del maestrazgo, que ya conoce bien por su conquista un año antes de la importantísima población de Morella, y ahora se encuentra a los pies de Culla, un Hisn en un peñón muy bien defendido, rodeado de castillos menores.

Tropas Sarracenas prestas para la defensa de la población de Culla

Tropas Sarracenas prestas para la defensa de la población de Culla

Curiosidades Historicas:

En tiempos de Jaime I. El primer testimonio conocido de un proyecto de dominio cristiano a Culla, es una promesa de donación del Castillo hecha por el rey Pedro el Católico, el 22 de mayo de 1213, a la Orden militar del Temple. “…quam cito Deus illud dederit in manibus cristianorum”. La donación sería hecha en el momento que el castillo fuese conquistado, porque en aquellos momentos el término de Culla aún era propiedad de los moros. Existe una ancestral obra de teatro titulada “La Conquista de Culla” y en un momento determinado el rey moro dice así: ¡Oh Don Blasco de Alagón: Tú nos quitaste Morella. Pero en los muros de Culla Quizás se eclipse tu estrella!

El día 15 de septiembre de aquel mismo año 1213 moría en la batalla de Muret el rey Pedro el Católico y con esta muerte se desvanecían los proyectos de conquista inmediata, y el castillo no pudo ser donado a los templarios, por el rey, si bien más adelante pasó a la citada Orden Para encontrar el castillo y el término de Culla en dominio cristiano de forma efectiva hay que esperar al 2 de marzo de 1234, fecha en que se encuentra en dominio de Blasco de Alagón en un convenio entre él y Pons de Torrella, obispo de Tortosa.

En este documento el consejo catedralicio de Tortosa concede a Blasco de Alagón la mitad de los diezmos de los castillos y los términos de Morella y de Culla en remuneración de los beneficios que la iglesia de Tortosa había obtenido de las diligencias y trabajos del noble aragonés, en aquellos dos castillos. En el mismo documento Don Blasco, agradece a los canónigos y los obispos, la donación, y les promete ayuda y fidelidad. Los diezmos de Morella y Culla, que acabamos de citar, representaban un importante reforzamiento financiero para la catedral de Tortosa, la cual en aquellos momentos era muy pobre según confirmación de donaciones hechas por el rey Jaime I el día 3 de septiembre de 1225.

Blasco de Alagón murió sin ver repoblado el término de Culla en su totalidad, según se percibe en su testamento, cuando menciona el castillo de Culla que dejaba en herencia a su hija Constanza de Alagón……”el castiello e la villa de Cuella con todas sus aldeas que son en so término pobladas e por poblar. Cuando Blasco se Alagón hace su testamento, tiene muchas deudas. Nombra heredero de confianza a su cuñado Pedro Sessé con el encargo de percibir todas las rentas, propiedad del testador con el fin de pagar y prohibiendo la partición de sus bienes hasta que las deudas estuviesen saldadas. La identificación de los sucesores de Don Blasco de Alagón, en el dominio de Culla, ofrece cierta dificultad por el hecho de que en la familia de los nobles de Alagón y Anglesola, que fueron los titulares, los descendientes de unos y otros llevan idénticos nombres y se prestan a confusión.

Carta pobla de Culla:

La carta de población de la villa de Culla fue otorgada el dia 23 de marzo de 1244 a Simó de Culla y Guillem Berenguer (para que gestionaran la llegada de otros sesenta pobladores), por Gillermo d’Anglesola y Constanza de Alagón – hija de Blasco de Alagón- señores del castillo de Culla en aquel momento por haberlo heredado de su ilustre padre.

Caballeros Templarios tomando posesión de la población de Culla

Caballeros Templarios tomando posesión de la población de Culla

En el archivo municipal de Culla, entre muchos otros documentos, se conserva el de de la “Carta Pobla” en copias medievales, como tesoro de gran valor. Es el marco legal que señala el nacimiento de Culla como nueva entidad municipal dotada de un término. El contenido de esta carta de población se reduce a dos aspectos básicos, el político y el jurídico. Del término del castillo de Culla se conocen dos descripciones del siglo XIII. Una numerativa y otra delimitativa de las localidades que comprendía. La primera encontramos su contenido en la donación que el rey Pedro el Católico, hace a la Orden militar del Temple el 22 de mayo de 1213 y la segunda la contiene la donación hecha por Constanza de Alagón, a su hijo Guillermo de Anglesola el 22 de abril de 1263. La delimitación está hecha por un notario real, con un perímetro cerrado, comenzando por el Norte, seguida por el Este, pasando por el sur y cerrando por el Oeste.

Campamento Medieval en lo alto del Castillo de Culla

Campamento Medieval en lo alto del Castillo de Culla

La Compañía Almogávar de Zaragoza hemos participado en este bonito evento medieval organizado por el grupo de Los Templarios de Rubielos, junto a nuestros hermanos de la Compañía Almogávar de Almansa y la Compañía Almogávar de Quesa y muchos otros grupos medievales. Hemos pasado un fin de semana memorable y aunque el sábado por la tarde estuvo lloviendo, la climatología no pudo impedir que disfrutásemos de un  espléndido evento.

Muchas gracias al ayuntamiento y a las gentes de Culla por su genial acogida, al grupo organizador por invitarnos a asistir, y al resto de grupos medievales por ayudarnos a disfrutar del Evento.

Campamento Almogávar en Culla

Campamento Almogávar en Culla

Ofrenda de flores, fiestas del Pilar

12 de Octubre de 2016

Grupo Almogávar de Zaragoza, esperando para hacer la salida a la Ofrenda de Flores a la Virgen del Pilar

Esperando para hacer la salida a la Ofrenda de Flores

Como Asociación Cultural venimos participando en la ofrenda de flores desde el año 2012, hay años que participan junto a nosotros otros grupos de recreación histórica, de Valencia, Teruel y Almansa.

Foto durante el recorrido de la Ofrenda de Flores a la Virgen del Pilar de la Compañía Almogávar de Zaragoza

Foto durante el recorrido de la Ofrenda de Flores

Este año por los festivos del calendario ha desfilado solo nuestra asociación pero alegrando el recorrido con su música de pasacalles, las novedades de este año han sido que unos  hemos ido vestidos con  los vestuario del siglo XIII y otros con los tradicionales trajes de baturros, y que en vez de llevar ramos sueltos hemos llevado una cesta con una composición floral de nuestro escudo y las banderas de Aragón y San Jorge.

Detalle de la Cesta de nuestro grupo que llevamos a la Ofrenda

Detalle de la Cesta de nuestro grupo que llevamos a la Ofrenda

Partida de diego

Cartel del Evento

Cartel del Evento

30 de Septiembre, 1 y 2 de Octubre de 2016

La leyenda

En  Tirwal, ( Teruel), en un edificio a mitad de lo que hoy es la calle de los Amantes, vivía don Martín de Marcilla, descendiente de don Blasco de Marcilla, uno de los audaces capitanes que en 1171, con el permiso del rey Alfonso II conquistó la villa de Teruel a los musulmanes.
Don Martín estaba casado con doña Constanza Pérez Tizón y del matrimonio nacieron tres hijos: don Sancho, don Diego y don Pedro.
La familia Marcilla era muy importante en el Teruel de aquel entonces, pues el propio don Martín de Marcilla fue Juez de Teruel durante los años 1192 y 1193.
Poseían una gran hacienda, pero en 1208 quedó empobrecida a causa de una terrible plaga de langosta que asoló la comarca de Teruel.

Recreadores participantes en la Partida de Diego 2016

Recreadores participantes en la Partida de Diego 2016

Muy próxima a la casa de los Marcilla, en lo que siempre se le ha conocido como el edificio de Sindicatos, vivía la familia de don Pedro de Segura, que aunque de menos linaje y nobleza que los Marcilla, había prosperado más por su dedicación al comercio, llegando a ser una de las familias más ricas de Teruel.
El matrimonio Segura tenía una hermosa hija, Isabel de Segura, con la que Diego de Marcilla jugó desde niño y entabló una gran amistad durante su adolescencia.
Con el transcurso del tiempo y casi sin darse cuenta, los juegos y la amistad se fueron transformando en un juego de amor. Y por fin llegó el día en que Diego, sintiéndose plenamente enamorado de Isabel, le declaró su amor y su ardiente deseo de tenerla por compañera por toda la eternidad. Isabel, que compartía tales sentimientos, aceptó la proposición y ambos comenzaron a imaginar planes maravillosos sin que nada se interpusiera en su camino por el momento.
Así, enamorados, y de mutuo acuerdo, llegó el momento en que Diego, confiado y esperanzado, consideró necesario proponer sus pretensiones al padre de Isabel.
Don Pedro, sopesando las ventajas e inconvenientes de tal enlace, y comprendiendo que económicamente no le beneficiaba la alianza de su hija con el segundón de los Marcilla, se negó rotundamente, anteponiendo la riqueza a la nobleza y el interés material al amor desinteresado, puro y limpio.
El duro golpe y el menosprecio recibido por Diego truncó todas sus alegrías y esperanzas, pasando de la felicidad más pura a la desesperación extremada.
Comprendiendo que era imposible la terquedad del que podía haber sido su suegro y que el único camino que había para conseguir a su amada, era enriquecerse, decidió partir en busca de riquezas, luchando en la guerra contra el infiel. Y así se lo hizo saber a Isabel: “Volveré un día a Teruel cargado de gloria para conseguir tu mano, o bien moriré como buen vasallo en la lucha”.

Entrenamiento y juegos de lucha de las tropas

Entrenamiento y juegos de lucha de las tropas

Llegado el momento de partir, Isabel, con gran amargura, le confesó sus miedos al peligro, la soledad, la tristeza y a la ausencia de noticias de él.
Comprendiendo Diego que el sacrificio de su amada era injusto si él moría en el campo de batalla, propuso establecer un plazo de espera durante el cual se guardarían ambos fidelidad mutua.
De mutuo acuerdo fijaron un plazo de cinco años, agotados los cuales Isabel quedaba libre, para que de esta manera no agotase su vida estérilmente.
La despedida debió ser enternecedora, y sucedió en la primavera del año 1212, año en que Diego de Marcilla se dirigió a Zaragoza para unirse al ejército del rey de Aragón don Pedro II y comenzar así su calvario.

El Evento

Este año la actuación del sábado noche realizado por los grupos recreacionistas del campamento almogávar y ultramontano estaba dedicado a la brujería, realizándose un desfile por las calles del casco antiguo de Teruel, terminando con una actuación de un aquelarre y posterior exorcismo en la plaza del seminario.

Mujeres del Campamento Ultramontano ataviadas para hacer un Aquelarre

Mujeres del Campamento Almogávar y Ultramontano ataviadas para hacer un Aquelarre

Se ha rodado un corto con las mujeres recreacionistas, y se ha hecho uso de la torre del Salvador interactuando con el público visitante de esta, trasladándolos en un viaje en el tiempo al Teruel de 1212.

Hombres del campamento Almogávar y Ultramontano ataviados para hacer un Aquelarre

Hombres del campamento Almogávar y Ultramontano ataviados para hacer un Aquelarre

Comida en el Campamento Almogávar y Ultramontano

Comida en el Campamento Almogávar y Ultramontano